Hoy no hay forma de hacerlo callar
Grita desconsoladamente tu partida
con un desasociego que estremece al más indiferente
Pensé en arrancarlo
pero soy muy impresionable
Necesito ampararlo,
requiere urgente un lugar donde abroquelar sus emociones
Intenté ponerle rejas
pero es muy escurridizo; siempre se me anda escapando
Haré lo que otros ya han hecho
lo guardaré en un cofre
pero no en una isla desierta
lo haré muy cerquita mío.
No sé vivir sin sus latidos.

Sandra Defrancesco

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s